«Y así, 10 años después, el significado de esta fotografía es que los recuerdos se desvanecen rápidamente. La gente del primer término somos nosotros. Somos nosotros cuyas vidas siguieron adelante, afectadas aunque no afectadas, separadas del corazón de la tragedia por el agua azul del tiempo, que se ha hecho más vasta e imposible de cruzar. […]

La gente de esta fotografía no puede evitar estar viva, y mostrarlo».

Visto y leído en este artículo de The Guardian sobre la fotografía de Thomas Hoepker tomada desde un parque de Brooklyn el 11 de septiembre de 2001 .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *